Reseña Histórica

Luego de la conferencia dictada el 1º de septiembre de 1.999 por el profesor Eduardo Andrés Velandia Canosa en la Universidad Libre, titulada “el derecho constitucional procesal y el derecho procesal constitucional”[1], surgió la idea de impulsar la creación de una asociación de juristas interesados en el estudio de las disciplinas relacionadas con la temática de tal conferencia.

Otro efecto se reflejó en la propuesta de implementar una cátedra de derecho procesal constitucional, que hicieran los profesores Mario Fernando Parra Guzmán y Eduardo Andrés Velandia Canosa en el año 2000[2], con el fin de reforzar el estudio científico de esta disciplina.

Sin embargo, la idea de constituir una asociación no se pudo cristalizar, por falta de decisión y de liderazgo, pero en todo caso, si se trazó la senda del estudio científico del derecho procesal constitucional en Colombia y se dio comienzo a tertulias jurídicas sobre la disciplina, sin acudirse a ningún tipo de formalización jurídica.  Tal idea se retomó en el año 2002, por lo que se presentó un nuevo intento de aglutinar a algunos de los juristas dedicados al estudio del derecho procesal y del derecho constitucional.  En efecto, estas reuniones se realizaron en los años 2002 y 2003 bajo la dirección de los profesores Carlos Bernardo Medina Torres, Ernesto Rey Cantor, Mario Fernando Parra Guzmán, Julio Alberto Tarazona Navas, Jairo Enrique Herrera Pérez, Luis Gilberto Ortegón, Nelson Arturo Ovalle Días, Eduardo Andrés Velandia Canosa, entre otros, bajo los sabios consejos del profesor argentino Osvaldo Alfredo Gozaíni, quienes exploraron la iniciativa, lamentablemente sufriendo un nuevo tropiezo.

No obstante, la propuesta e intención de fundación de una asociación siempre se mantuvo, por lo que luego de casi dos lustros de trabajo, a mediados de 2008 producto de reuniones, tertulias y discusiones, se acordó preparar la constitución de una asociación ajustada a la Constitución y la ley, asignándose al profesor Velandia Canosa la redacción de los estatutos y la presentación de un modelo de organización.  En 2009 se realizaron reuniones mensualmente en la oficina del profesor Velandia Canosa, lugar que figuró como la primera sede legal, hasta que finalmente el 23 de Mayo de 2009, se aprobaron sus estatutos de Constitución en Bogotá y el 16 de junio de 2009, con el auspicio de la Universidad Libre, en cabeza de su decano doctor Jesús Hernando Álvarez Mora, se realizó su lanzamiento oficial, en el que intervinieron los profesores Alfonso Prada Gil, Luis Gilberto Ortegón Ortegón, Jairo Enrique Herrera Pérez, Ernesto Rey Cantor y Eduardo Andrés Velandia Canosa, bajo el nombre de ASOCIACIÓN COLOMBIANA DE DERECHO PROCESAL CONSTITUCIONAL.

La adopción del nombre se adoptó luego de varias discusiones, lo que tal vez hizo que varios juristas no se asociaran, por no acogerse el nombre que ellos proponían.  En efecto, algunos de los nombres propuestos fueron: Asociación Interuniversitaria de Derecho Constitucional Procesal “ASIDECPRO”, Asociación Interamericana de Derecho Procesal Constitucional, Centro de Estudios Políticos y Constitucionales, Asociación Interamericana de Derecho Constitucional, Político y Procesal.

Se prefirió la palabra asociación y no instituto, academia, centro, colegio o escuela, teniendo en cuenta que lo pretendido es constituir una persona jurídica autónoma e independiente sin ánimo de lucro, a  pesar que la intención es poder trabajar armónicamente con entidades públicas y con las diferentes universidades del país en seminarios, congresos, diplomados, especializaciones, maestrías, doctorados y por qué no, prestarles servicios de outsourcing en la implementación de especializaciones, maestrías o doctorados en las disciplinas afines con su objeto.  Se adoptó por ser la expresión que más refleja la idea de sus fundadores.

No la denominamos instituto, ni centro, toda vez que pretendemos el estudio académico en torno a una idea común, no a un lugar determinado o institución concreta, lo cual implica que se desarrollo puede efectuarse en cualquier institución, no obstante como toda organización seria, deberá tener en muy poco tiempo su propia sede.  En principio su sede fue virtual, por lo que el día de su constitución se lanzó su página web, facebook, blog y cuentas de correo electrónico, a pesar de que al servicio de la asociación, estuvieron las oficinas particulares de su presidente, las cuales figuraron como su sede inicial.

Se acogió la propuesta del profesor Ernesto Rey Cantor, de agregarle a asociación, la expresión Colombiana de Derecho Procesal constitucional.  Colombiana por razones obvias, pero derecho procesal constitucional, por la identidad con una joven disciplina del derecho, que poco a poco se venía consolidado en nuestro continente.

Producto de múltiples esfuerzos, se convirtió en la primera persona jurídica dedicada al estudio del derecho procesal constitucional, como quiera que su registro data del 8 de junio de 2009, sin que con anterioridad se hubiese constituido ninguna otra persona jurídica dedicada al derecho procesal constitucional.  Se trata de una persona jurídica sin ánimo de lucro, cuya misión es masificar el estudio del derecho procesal constitucional, mediante la realización de un congreso colombiano anual de derecho procesal constitucional, escenario natural de la academia.  Igualmente se crea como una institución integrada en su mayoría por profesores universitarios, pero sin depender ni hacer parte de ninguna universidad.  Sin embargo, el congreso se realizará cada año con el auspicio de las universidades del país.

Muchos profesores, estudiantes y abogados, asistieron a la reunión de constitución legal, pero finalmente solo 30 cumplieron con los requisitos establecidos en sus estatutos.  En efecto, se designó como presidente honorario y vitalicio al profesor José Ernesto Rey Cantor y como miembros Sénior a quienes figuran en la página web en tal condición; los miembros Sénior son quienes conforman la asamblea general con voz y voto, los demás miembros podrán asistir con voz, pero sin voto.  También se integraron miembros institucionales, constituidos como asociaciones regionales: una en Florencia (Caquetá) y otra en Arauca.  En los demás departamentos de Colombia existen coordinadores, que dirigen las jornadas regionales de derecho procesal constitucional, así como las tertulias académicas, que en algunas ocasiones estudian otras disciplinas, pero siempre ajustadas a los estatutos.

[1] Segundas Jornadas de Derecho Procesal “Adolfo Mina Balanta”, desarrolladas entre el 1 y 3 de Septiembre de 1999 en la Universidad Libre.  Disertaron entre otros, los profesores JORGE BODENSIEK SARMIENTO, LUIS ERNESTO VARGAS SILVA (actual Magistrado de la Corte Constitucional), CARLOS BERNARDO MEDINA TORRES (actual Director del Instituto de Posgrados de la Universidad Libre) y EDUARDO ANDRÉS VELANDIA CANOSA (actual presidente de la Asociación Colombiana de Derecho Procesal Constitucional).  Estas importantes jornadas que ya han superado los primeros 10 años, fueron fundadas en 1998 por el maestro CARLOS BERNADO MEDINA TORRES en su condición de Jefe de Área de derecho procesal y por EDUARDO ANDRÉS VELANDIA CANOSA como Coordinador de Monitores de Área de la citada universidad.  Las primeras jornadas se desarrollaron entre el 30 de septiembre y el 2 de octubre de 1998, denominándose seminario en derecho procesal “ADOLFO MINA BALANTA”, en homenaje a quien al decir del profesor Jairo Parra Quijano, influyo en su amor por el derecho procesal.  No obstante, estas jornadas empezaron históricamente con un ciclo de conferencias diseñadas bajo la coordinación del profesor Velandia Canosa en las monitorias de área, denominadas “Primer Encuentro de Integración Académica” (2 de Octubre de 1997), en las que intervinieron los profesores MARIO FERNANDO PARRA GUZMÁN, EDUARDO ANDRÉS VELANDIA CANOSA, ALFREDO BELTRÁN SIERRA y ULISES CANOSA SUÁREZ.

[2] PARRA GUZMÁN, Mario Fernando y VELANDIA CANOSA, Eduardo Andrés.  Tutela jurisdiccional de los derechos fundamentales.  Bogotá: Ediciones Doctrina y Ley Ltda., 2000, pág. 68.  Esta obra fue prologada por MEDINA TORRES, Carlos Bernardo.